martes, 31 de agosto de 2010

Aguas turbias bajo el puente

Corría el año 1986 cuando el baterista Jack Irons se incorpora por segunda vez al plantel de los Red Hot Chili Peppers, y de esta manera, junto con Anthony Kiedis, en la voz, Michael Balzary (Flea), al bajo y Hillel Slovak, en guitarra, mantuvieron el formato de cuarteto característico de los Peppers independientemente de todas las formaciones por las que pasaron (desfilaron 4 bateristas y 8 guitarristas, mientras que Flea y Kiedis, inamovibles, son el alma de la banda).
Con la vuelta de Irons, Flea vio en él un posible compañero de lucha contra lo que estaba preocupando al saltarín bajista: la creciente adicción a las drogas de Anthony y de Hillel, no solo ponían en peligro el futuro de la banda, sino también el de sus propias vidas. Si bien Flea también consumía, era mas cauto y rara vez excedía los límites de la marihuana para caer en alguna toxina más comprometedora. Por el contrario, Kiedis y Slovak, incorporaban recurrentes dosis de heroína a su organismo, aunque con actitudes claramente opuestas. Mientras que el guitarrista lo hacia en privado, evitando involucrar terceros, Anthony pensaba que no tenia motivos para esconderse de sus amigos por lo que los hacia testigos de su lenta autodestrucción.
Ambos conseguían drogas en las calles. Hillel se abastecía, misteriosamente, casi a escondidas. Kiedis tenía un contacto con un conjunto de pandilleros cuyo punto de reunión era bajo un puente en la ciudad de Los Angeles, ciudad natal de la banda. Ese puente es el escenario donde se desarrolla la historia con melodía de este post.
Under the bridge (bajo el puente) pertenece al disco Blood Sugar Sex Magik y es uno de los mas importantes éxitos de los Peppers.
Pero volvamos a la historia. La adicción de Hillel, era menos visible que la de Anthony. Sin embargo, fue el guitarrista quien se vió envuelto en situaciones en las que le era imposible mantenerse en pie, y mucho menos ejecutar su instrumento. Se cuenta que ha habido recitales de la banda en los que tuvieron que salir a tocar sin guitarra. Estas situaciones se transformaron en rutina, hasta que el sábado 25 de Junio de 1988, Slovak, volvió a su casa en brazos de un amigo, el cual le dio la última dosis que toleraría su cuerpo. Recostado sobre su cama, cayó en coma y fue encontrado muerto el martes siguiente.
La noticia de su muerte no solo provoco un terremoto emocional en la banda, sino que llamó a Kiedis a la reflexión. Mientras se culpaba de no haber podido salvarlo (Anthony conoce técnicas de RCP y, según cuenta, ha traído de vuelta a varios amigos con sobredosis), se tomo su tiempo para asimilar la noticia. Viajo a México y estuvo cinco semanas en un pueblo de pescadores, solo, con su dolor, pero sin drogas.
Pasado ese momento de desahogo vuelve a Los Ángeles y retoma la actividad musical, pero junto con Flea, se vieron en la necesidad de conseguir dos reemplazos. Un guitarrista, en el puesto del fallecido Slovak, y un baterista, dado que Irons se abrió de la banda tras no superar la muerte de su amigo. Llegaría el turno entonces de John Frusciante, quien se haría cargo de las cuerdas hasta el año 2009, y de DH Peligro en los tachos, con una corta participación, ya que seria sustituido ese mismo año por el actual batero Chad Smith.
La actividad de los Peppers parecía encontrar nuevamente su camino, a tal punto que en 1989 editan su cuarto álbum, Mother's Milk.
Sin embargo, iniciada la década del ’90, un sentimiento de desazón invadió el alma de Kiedis. Alejado la heroína, Anthony sentía que también lo estaba de su familia, amigos, y no encontraba consuelo a ese sentimiento. Sentado en su coche comenzó a manejar sin rumbo mientras de su boca, como si fuera una posesión, balbuceó lo que seria el inicio de la canción, "Sometimes I feel like I don't have a partner..." (A veces siento como si no tuviera un compañero…). La letra termino de plasmarse en un anotador que tiempo después, encontraría el productor de la banda, casi por casualidad, en la casa de Kiedis.
Si bien Anthony no estaba de acuerdo con la inclusión de Under the bridge en el próximo disco, ya que consideraba que no daba con el estilo funk de la banda, el productor insistió en mostrársela al resto de los integrantes. Bastó una primera entonación por parte del vocalcita, para que Flea y John Frusciante se dispusieran a componer la base instrumental. Frusciante consideraba que la letra era demasiado triste e intentó con su guitarra sostenerla con acordes un poco mas alegres. La canción fue un éxito del disco de 1991 Blood Sugar Sex Magik, y como dato curioso se puede señalar que los coros del final del tema son interpretados por la madre de John Frusciante y sus amigas.

A veces siento
Como si no tuviera un compañero
A veces siento
Como que soy mi único amigo
Es la ciudad en la que vivo
La ciudad de los Ángeles
Solitaria como yo lo estoy
Juntos lloramos

Conduzco en sus calles
Porque ella es mi compañera
Camino a través de sus colinas
Porque ella sabe quien soy yo
Ella ve mis buenas acciones
Y me besa como el viento
Nunca me preocupo
Ahora eso es una mentira

Nunca quiero volverme a sentir
Como me sentí ese día
Llévame al lugar que amo
Llévame todo el camino

Es dificil creer
Que no hay nadie allá afuera
Es dificil creer
Que estoy solo
Al menos tengo su amor
La ciudad, ella me ama
Solitaria como yo lo estoy
Juntos lloramos

Nunca quiero volverme a sentir
Como me sentí ese día
Llévame al lugar que amo
Llévame todo el camino

Bajo el puente en el centro de la ciudad
Es donde derramé algo de sangre
Bajo el puente en el centro de la ciudad
Pude no haber tenido suficiente
Bajo el puente en el centro de la ciudad
Me olvídé de mi amor
Bajo el puente en el centro de la ciudad
Dí mi vida

1 comentario:

Paula dijo...

Este fue uno de los primeros temas que aprendí a tocar en la guitarra :)

Pau.